2/05/2012

Daniel, Cronos y yo



Daniel: ¡Papá, papá, papá...!
Yo: Dime, cariño
D: ¿Tú has viajado en el tiempo?
Y: Siempre
D: ¿Viajas adonde quieras?
Y: Sí, sí, todas las veces
D: ¿Cómo lo haces?
Y: Con la imaginación, voy a los lugares que deseo, voy y vengo, y es muy divertido
D: ¿La máquina del tiempo está en el cerebro?
Y: Exacto, así es
D: ¿En el cerebro tenemos metida una máquina del tiempo? Sí?
Y: Sí, sí, entre otras cosas
D: ¿Y el tiempo es como una cascada?
Y: Se parece mucho
D: Papi, ¿qué es el tiempo?
Y: Fíjate, es algo con lo que es posible jugar, pasarla bien, reirse un poco, envejecer
D: ¿El tiempo queda en nuestras cabezas?
Y: Parece que sí, creo que sí
D: ¿Hay un tiempo afuera y otro adentro del cerebro?
Y: A ver... algo así, me parece
D: ¿Y cuál es el verdadero?
Y: Supongo que los dos
D: Ah, ah, yo creo que tú no sabes nada.

2 comentarios:

Manuel Vásquez Carmona dijo...

Hermoso diálogo... Saludos, amigo Róger

Girasol dijo...

jajajajaja. Este Daniel sí que es listo!